Nómada

Se acerca el viaje a Colombia y de ahí mismo a Madrid. Ayer me dijeron que era todo un nómada. Me sorprendí y casi me ofendo. Traté de explicar que todo esto es circunstancial y que siempre he sido un tipo de la tierra.

Solo tengo que agradecer a este maravilloso país, a su gente, a su tierra, a los amigos que hice.  Solo fueron unos meses, pero la Argentina se me robó el corazón. Extrañaré la locura de los porteños, los hombres semidesnudos en los días calurosos, el conductor del bondi, la Patagonia, el helado a la media noche y los taxistas roqueros. Extrañaré mucho todo este quilombo.

Me voy pero me da guayabo irme. Me voy porque me daría más guayabo quedarme. No quiero pensar en que tengo que volver para partir otra vez. Lo sé, es por poco tiempo, pero es que soy un mal nómada, que a donde va echa raíces. Sobre todo si el suelo lo permite. No hay árboles caminantes.

bariloche

2 comentarios sobre “Nómada

  1. Amado hijo, sabemos cuanto te gustò Argentina y lo enamorado que quedaste de su gente. Aquí también tienes un kilombo que te espera con ansias. También sabemos que solo te tendremos unas pocas lunas, que después te vas para España, donde seguro también te enamorarás de esa tierra.

    Me gusta

  2. Ha sido un placer leer estas crónicas de encuentro con un país, con otra gente. He aprendido jurgo sobre Argentina leyéndolo – y he disfrutado el revisitar mis dos (breves, pero intensos) viajes a ese país. ¡Buen viento en sus viajes futuros!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s